Mi trabajo consiste en hacer CATÁSTROFE.

En ella el ser humano es tambaleado y desnudado.
Las capas más superficiales desaparecen dando luz a la esencia de las cosas.
Me interesa volver a este estado más primitivo y originario.

La catástrofe explosiona y descompone elementos y mundos para repensarlos.
Mezcla los estratos, las culturas y los discursos hasta llegar a disolverse.
Desentierra el fósil, cuestionando la historia conocida.

De todo ello surge mi trabajo.


El dibujo es mi herramienta de pensamiento, y el fósil, mi forma preferida.